Archivo de la etiqueta: abonos

Abono ideal para el césped natural

El abono es uno de los pilares básicos de mantenimiento de césped natural, al igual que el riego y la siega. A la hora de abonar debemos elegir aquellos nutrientes que mejor le vayan al césped natural.

En primer lugar, veamos los diferentes tipos de abonos que existen. Por un lado, están los abonos simples que son los que está compuesto por un único nutriente (o bien nitrógeno, o bien fósforo o bien potasio). Por otro lado, los abonos compuestos son aquellos que tienen de forma conjunta dos de los fertilizantes citados. Dentro de estos últimos, podemos subdividirlo en abonos complejos y abonos de mezcla.

Los abonos de mezcla son mezclas físicas de materias primas, sin reacción química. Esto quiere decir que cada gránulo contiene un nutriente. Pues en un saco se encuentra la mezcla de los diferentes nutrientes. A diferencia de los abonos complejos, éstos se obtienen a través de reacción química. La diferencia reside que en los abonos complejos cada gránulo está formado por 2 o 3 nutrientes.

Abono ideal para césped natural
Abono ideal para césped natural

Desde Tepes Julián recomendamos la aplicación en el césped natural de un abono complejo con un NPK 12-11-18. Las ventajas de este tipo de abono son los siguientes:

  • Son más resistentes a la abrasión y a la formación de polvo.
  • Reducir costes secundarios como el transporte y distribución por trabajar con menores cantidades de producto.
  • Cada gránulo contiene los tres nutrientes, facilitando el aprovechamiento hacia la planta.
  • Permiten una distribución uniforme y un mejor aprovechamiento.
  • Evita la separación de los componentes durante la aplicación, el transporte o el almacenaje.

Además, en el mercado de fertilizantes NPK existe una amplia y variada oferta de productos de diferentes fabricantes e importadores. Existen los NPK tipo 1 en el que todos sus nutrientes son asimilables por las plantas y, por otro lado,  los NPK tipo 2 donde el fósforo que contiene es insoluble. Muchos fabricantes ofertan abonos complejos tipo 2 a un precio algo más barato cuando no tiene nada que ver con el tipo 1. Y luego afectará en la supervivencia del césped. Por tanto, no dude en nutrir al terreno de un buen abono porque se ahorra tiempo y dinero.

Césped: ¿Natural o artificial?

Con el buen tiempo, sobre todo en primavera y verano, nos empiezan a entrar las prisas de preparar el jardín de nuestra casa. En caso de que tengamos césped natural, pues es necesario ir realizando la primera siega del año y su primer abonado. Y si tenemos césped artificial, sería importante realizar una limpieza a fondo. En cualquier caso y si todavía no tienes una idea sobre qué plantar, desde Tepes Julián te pasamos ventajas y desventajas de cada uno de ellos.

Por un lado, el césped natural es usado en la mayoría de los jardines públicos, en los campos de golf, en los estadios de fútbol, incluso en urbanizaciones privadas ya que las ventajas son numerosas como:

  1. El césped natural absorbe el ruido y nubes de humos como la contaminación, es decir, con la instalación de tepes de césped natural hace que los niveles de contaminación bajen.
  2. La instalación de rollos de césped hace que descienda algunos grados la temperatura de la zona porque trasmite frescor.
  3. El precio es considerablemente más bajo que el césped artificial.
  4. La sencillez y la rapidez con que se instalan los tepes ya que el jardín de su casa cambia en tan solo unas horas.
  5. El césped natural es suave debido a su hoja fina y que es agradable al tacto.
  6. La sensación no se puede igualar con otras alternativas porque la plantación del césped es de la propia naturaleza.
Plantar césped natural Tepes Julián.
Plantar césped natural

No obstante, también existen desventajas:

  1. El consumo de agua puede ser mayor que con el césped artificial. De todas formas, existen variedades de césped que requieren menos agua. Pregunte a empresas que cultiven césped.
  2. El tiempo de dedicación y esfuerzo que tiene que gastar una persona para tenerlo a punto.

Por otro lado, las ventajas correspondientes al césped artificial son:

  1. Puede requerir menos agua que la planta ornamental. Aunque esto es un poco subjetivo.
  2. No hay que realizarle las tareas de siega, abono, curas, etc. Si bien existen labores como de limpieza, peinado… que supone una tarea también en esta clase de césped.

Por último, los inconvenientes del artificial son varias:

  1. La instalación de esta clase de césped requiere más tiempo y, además, es más complejo.
  2. Puede dañar la piel por su abrasión.
  3. De vez en cuando es conveniente desinfectarlo de cualquier bacteria.
  4. El precio del césped artificial suele ser mayor que los naturales.
  5. El material del que están hecho, puede dar calor al entorno.
  6. De vez en cuando es necesario lavarlo y peinarlo.

 

 

Cuidados del césped natural

Cuidados del césped natural. Consejos sobre mantenimiento del césped natural. Aspectos a tener en cuenta en materia de abonos, riegos, árboles, suelo y animales.

Existen muchos jardines que se encuentran en zonas soleadas, otros que se encuentran en zonas sombrías y otros jardines, ambas zonas. Pues bien, debemos elegir aquella variedad que mejor se adapta tanto a su zona geográfica como al clima del área en la que resida. En cuanto aquél césped natural que se encuentre en zonas soleadas debemos procurar no segarlo demasiado puesto que podría abrasarlo. Además, no debemos regarlo en horas de sol porque evaporaría el agua. En cualquier caso, existen variedades como la bermuda o el paspalum que no soportan bien el frío y en los meses de invierno cambia de color al amarillo. Sin embargo, las zonas sombrías tienen un hándicap y es que no recibe luz solar durante el día. Para ello, la festuca y el ray grass son un tipo de césped resistente a estas zonas sin sol. Desde Tepes Julián recomendamos que se nutra al césped natural de más fósforo y potasio y menos de nitrógeno.

Cuidados del césped natural
Cuidados del césped natural

Por otra parte, en verano las lluvias suelen ser mínimas y por ello debemos seguir unas pautas para el disfrute de nuestro jardín de casa. Así, procurad regar el césped natural en su justa medida. Es preferible darle menos tiempo de riego con más frecuencia. También, debemos procurar no regar en horas de sol. Las mejores horas para realizar el riego es a primeras horas de la mañana y por la tarde. Aconsejamos, también, realizar las técnicas de aireación para que drene mejor el agua y se pueda oxigenar. Ajustemos el riego programado para poder ahorrar agua y dinero.

En cuanto a los orines de los animales pueden afectar al jardín porque se formen redondeles amarillentos imposibles de recuperar. Por tanto, procurad que los animales no hagan sus necesidades en el césped natural. Otra recomendación es nutrir al césped natural de abono complejo pero en su justa dosis, es decir, un exceso de abono daría lugar a quemaduras. Por el contrario, la falta de ello produciría la desnutrición de las plantas ornamentales. Así, consultemos la dosis recomendada por parte de los fabricantes. En Tepes Julián aconsejamos un NPK 12-11-18 y en una proporción de unos 2,5 kg por cada 100 metros cuadrados. Lo mismo sucede con los herbicidas para eliminar las malas hierbas.

Por último, la abundancia del agua provocará enfermedades y hongos en el césped natural en tepes. Así, debemos vigilar que no se formen charcos y gestionar el riego de forma correcta. También, la mala calidad de los suelos hace que el césped no enraíce perfectamente y, además, su supervivencia corra peligro. Así, el crecimiento puede ser nulo. En suelos de mejor calidad, aconsejamos que se realicen las tareas de aireación y escarificación para que drenaje sea mejor. Los árboles compiten en algunos casos con el césped natural. Así, debemos tenerlo continuamente podados.